donde toda mi estupidez y mis patologías cobran vida.

_

03 julio 2011

Zanassi's Inferno.

Éste fue de los primeros posts que se me ocurrieron cuando abrí el blog. Sin embargo, debido a muchas cosas (hueva, principalmente), nunca lo escribí hasta hoy.

Dicho eso, les cuento.

Siempre me llamó mucho la atención El Infierno de Dante.


El leído, no el jugado.

La visión de que no todos los pecadores sufran igual, que cada uno estará con los de su calaña sufriendo de formas distintas y la gravedad del asunto y del castigo aumentará conforme avanzan los círculos me gusta mucho. Bueno, va a estar de la chingada cuando me anden torturando por el ateo/promíscuo/lépero/maleducado/berrinchudo/gordo/antisemita/racista/que cuenta chistes de pederastas y coprofílicos/asesino de moscos/irrespetuoso/egoísta/vanidoso/pedorro/blablablá que soy, pero al final es una visión interesante. Ahora, creo que aunque buena, hay cosas que ya no aplican tanto hoy en día, tomando en cuenta que se escribió entre 1304 y 1307 (indirecta, Biblia). Sí, hay cosas que son atemporales pero creo que estos círculos necesitan un poco de actualización y me dispongo a hacer eso. También me dispongo a comer algo y tal vez a bostezar. En una de ésas hasta hago un poco de pilates o pinto la cerca. Ahora que lo pienso mejor me baño y me rasuro las piernas, na más pa ver qué se siente, no por puto.

Ya me rasuré, estoy en hot pants y quiero que sepan que aunque me corté cabrón, las piernas me quedaron increíbles y con estas madres se me ve un paquetón de envidia, tonces, al post:

Disclaimer: no se hizo ningún tipo de investigación para la organización, me estoy basando en mis pelotas porque es mi blog y me lo cojo cuando quiera. Y no intento complementar o que tengan que ver, no no, yo voy a sustituir todo por completo a full porque that’s how I roll.


Mameluco renacentista


Primer Círculo

Según nuestro querido Dante Alighieri este círculo es el Limbo, aquí están los “paganos virtuosos” y los no bautizados (¡freak!). De alguna forma aquí no hay pecadores activos, así que no sé si aquí entrarían los gays pasivos. Resumiendo, aquellos cuyo pecado fue no aceptar a Cristo. Me gustaría que a veces mi pecado fuera no aceptar esa jäger bomb extra, pero en fin.

Según yo, en mi infierno no hay limbo. Aquí todos sufren y a todos se los lleva la chingada parejo, así que empezamos con algunos castigos desde ahorita. En mi primer círculo podemos encontrar a:

Los que te hablan de “cht” – La pinche gente sin modales que así obtiene tu atención. Su castigo eterno es vivir con un hechizo que causa que cada que quieran decir “cht cht güero” les salga todo un capítulo de Les Miserables en francés perfecto que ellos nunca entenderán y estarán rodeados de sordos que nunca los van a voltear a ver.

Los que no te dan de su comida – Acepto que aquí entro yo. Hablo de los que aprietan la bolsa de papas, los que esconden sus chocolates o fingen no escucharte cuando les pides una alita. Su castigo eterno es recibir, una y otra vez, su platillo favorito y ser incapaces de probar un solo bocado ya que la persona que más les cagaba en la vida real se los quitará justo cuando están a punto de comerlo. También están por ahí los que tenían Nintendo y no te dejaban jugar, sólo te hacían verlos jugar, hijos de mil putas.

Los que niegan un pedo – Un pedo es una cosa hermosa y toda persona debería estar orgullosa siempre que todo huele madres y lo culpan a él. Sin embargo, esta sociedad nos lleva a negar esas acciones y por borregos, éstos son condenados a una eternidad recibiendo la culpa por cosas que no hicieron mientras les roban todo el crédito por las cosas chingonas que sí hicieron. En pelotas.


Segundo Círculo

Dante pone aquí a los lujuriosos, estas almas son llevadas de un lado a otro por terribles vientos sin poder descansar. Como cualquier persona chaparra en un concierto de Misfits.

Yo, y mi lujuria, ponemos aquí a:

Las mujeres que sólo te la chupan en ocasiones especiales - A ver, una mamada no tiene por qué convertirse en regalo, y menos si cuando nos la dan les parece tan terrible que nadie la disfruta. Aprendan a amar nuestros penes como nosotros amamos esa cosa tan bizarra que tienen ahí llamada vagina. Su castigo será que absolutamente todo lo que coman por el resto de la eternidad les sabrá a semen. Y jamás volverán a ver un pito circuncidado.

Las personas que usan mal el término "inbox"– Queridos individuos que padecen de sus facultades mentales, el inbox es un lugar al que llegan sus mails o mensajes, ustedes no pueden mandar un inbox porque sería mandar absolutamente todo lo que tienen en su buzón. “Te mandé algo a tu inbox” : bien. “Te mandé un inbox”: mal, de la verga mal. Es como decir “te mandé una boca” en vez de “te mandé un beso”, asnos. Su castigo eterno será escribir todos los días “el inbox es un lugar” en un hoja donde la pluma rechinará como uñas sobre un pizarrón a lo pendejo cada pasada mientras reciben latigazos del maestro que peor les caía en prepa. Que por cierto, se tiró a sus mamás.

¿Ok?


Los que se pegan a los planes – ¿En serio es tan difícil entender que si no los invitamos no queremos que vengan? No se paren junto al coche de alguien esperando que éste les abra la puerta, acéptenlo y búsquense otros amigos. Estas personas pasarán la eternidad recibiendo invitaciones para planes que siempre se cancelan cuando ya llegaron. También de amnesia inmediata que los hará pensar que esa invitación siempre ha sido la primera que recibieron.


Tercer Círculo

Signore A. pone aquí a los obesos gordos de mierda, digo, a los glotones perdón. Son castigados con una fuertísima lluvia mezclada con grueso granizo, y ensordecidos por los terribles ladridos de Cerbero, que además los desgarra con uñas y dientes. “Cerveza Cerbero” ca ching.

Nosotros tenemos a:

Los que no se lavan las manos después de cagar – Pinches asquerosos. Entiendo que si son hombres no se las laven después de mear, pero ¿después de cagar? No. Me. Jodan. Destinados a ver personas cagar, ver que no se lavan las manos y observarlos mientras tocan todas sus cosas favoritas, les dan comida, les dan masajes y los masturban.

Los intensos bipolares – Los que o están que se los lleva la chingada o no paran con la fiesta. Pasan de una a otra en un lapso de 12 minutos. Yo no los soporto y por ello los sentencio a una eternidad de confusión. De ver las cosas más increíbles del mundo y las cosas más terribles sin saber qué carajos sentir. Por siempre.

Los que no pueden separar Twitter de su vida y hablan así allá afuera – Pronto me uniré a éstos. Los que dicen “yo muy bien”, “hashtag”, “fav”, “lo voy a twittear”, etc., todo el puto día aunque no tengan smartphone o computadora cerca. Cercas. Duele aceptarlo, pero hay más que Twitter en esta vida, y por lo tanto, están jodidos con una eternidad en la que tendrán el teléfono/computadora de sus sueños, pero con el WiFi y 3G más lentos del universo (15 días para cargar una página, 7 años para un video, casi como la de mi oficina), sin followers, RT’s y obviamente sin Favstar.


Cuarto Círculo

Dante Spinetta, que es el de Illya Kuryaki y no éste, no tiene nada que ver con esto.

Dante Alighieri pone aquí a la avaricia y prodigialidad. Los dos grupos pelean en una justa, utilizando como armas grandes pesos que empujan con el pecho.

Foto sin propósitos informativos.

Emmanuel Horvilleur, que es el otro de Illya Kuryaki, tampoco tiene nada que ver pero le mando saludos y le cuento que yo pongo aquí a:

Los que no entienden que nadie quiere saber de su vida y es de lo único que hablan en voz alta y voltean toda plática hacia ellos – Creo que eso los explica bien, pero ya saben, a los que les dice “güey, estoy triste porque se murió mi mamá” y te dicen “sí, como una vez que yo estaba en Chillis…” Putos. Están destinados a una eternidad sin anécdotas. Jamás van a poder hablar de ustedes porque no tendrán pasado y siempre estarán frente a la mujer/hombre de sus sueños que lo único que quiere hacer es conocerlos.

Los mirrreyes. Más no los de Mirrreybook, ésos se van al cielo – Camisas abotonadas con un botón, gel en el pelo, duckfaces, polos y dinero, me cagan. Son las personas menos originales que hay, así como mamones y cagantes, por lo tanto yo creo que estaría chido que pasaran el resto de sus días viendo a gente que no les cae bien (nacos) poniéndose su ropa, teniendo la mejor mesa en el antro y verán cómo todos los logos de su ropa y hebillas desaparecen para convertirse en algo genérico.


Quinto Círculo

La Divina Comedia pone aquí a la ira y la pereza donde los iracundos que pelean entre ellos en aguas pantanosas. Me imagino un domingo lluvioso en el que alguien tapó el baño y tienes que cagar cabrón pero estás en casa de tu nueva novia y el baño está ahí donde todos te ven. Sí, eso.

El Divino Zanassi opina que aquí:

Estarán todos los putos famosos que me cagan:

Adal Ramones, Kanye West, Tom Brady, Bruce Bowen, Tony Parker…bueno, todos los Spurs menos Tim Duncan y Dennis Rodman. Las selecciones argentinas que nos botaron del Mundial, Salma Hayek, Mel Gibson, Paulina Rubio, Ninel Conde, Esteban Arce, las nuevas voces de Los Simpsons, Justin Bieber, Paris Hilton, New York (la negra), Flavor Flav, Bret Michaels, The Situation y Sammi de Jersey Shore, Tom Cruise, Kim Kardashian, Rihanna, Coldplay, U2, todos los comentaristas de TV Azteca y Televisa (sí, hasta el Brothi), Faitelson, Adal Ramones..oops, Joel Schumacher por hacerle eso a Batman, el responsable de hacer que Deadpool sea Linterna Verde y que La Antorcha Humana sea El Capitán América, Jennifer Lopez, Arjona, todo Maná, etc. Esta lista estará en constante actualización conforme me acuerde de más personas.

Su castigo será intentar grabar una canción juntos tipo We Are The World. Una vez que lo hagan, escucharla sin interrupciones hasta que graben otra, y así, y así, hasta que hagan una película de eso, luego un reality y se maten para volver a hacer lo mismo. Sin maquillaje o tenis chingones.


Sexto Círculo

Originalmente tenemos aquí a los herejes atrapados en tumbas incendiadas. He’s on fire!

No originalmente, tenemos aquí a:

Los que cambian a sus bebés en lugares que no son baños, como la mesa de un restaurante en el que estás comiendo – Tengan algo de decencia y métanse a un puto baño o cambien al niño en el coche. No quiero popó de bebé cerca de mi comida que sabe a popó de bebé. Su castigo será pasar el resto de sus días limpiando culos de bebés que jamás estarán limpios. En cuanto limpien uno y le pongan el pañal, el bebé del infierno se volverá a cagar. Así, forever.

Los que no usan audífonos – Yo no los respeto pero exijo que me respeten. Bjork a las 9am a todo lo que da no está chido. Tampoco Ke$ha o tambora. Cómprense unos putos audífonos y ya chingada mierda madre. Están destinados a que siempre que pongan a su grupo favorito, alguien ponga al grupo que más odian más alto y entonces empiece una pelea de ver quién le da más volumen hasta que les explotan los oídos. Y las bolas o senos.

Los que hacen preguntas obvias – Llegas empapado y te preguntan si está lloviendo, te rapas después de traer el pelo hasta la cintura 37 años y te preguntan si te cortaste el pelo, ya saben. Creo que debería haber un Teletón exclusivamente para estos imbéciles. Los castigo a chingar a su madre y a que pasen la eternidad teniendo conversaciones a base de preguntas sin una sola respuesta. Pregunta que les responden con pregunta y así. Todo esto mientras les meten un palo en llamas por el ano.

Los gringos que le dan beso en la boca a sus hijos – No se necesita meterle el pene a tu hijo para que sea considerado incesto, eh gringos idiotas. Son asquerosos, sobretodo cuando se dan besos entre abuelos y nietos, mierda. Su castigo es sencillo, castración de un pene que se regenera cada hora, todos los días, 24 veces al día. En el caso de las mujeres, lo mismo pero con el clítoris. Neta están enfermos.

Hay tantas cosas que están mal aquí.


Séptimo Círculo

El italiano tiene a los violentos. Y varios círculos que me da hueva explicar. Lean el puto libro y ya, pinches incultos.

El mexicano tiene a:

Los que manejan todos los días como si fuera domingo – ¡Váyanse a la verga! No les pido que sean kamikazes pero sí que le echen ganitas. Hay gente con prisa y buena coordinación motriz que sí tiene un destino final y no na más salió a dar la vuelta. Su castigo es una eternidad de claxonazos a todo lo que dan en el oído, sierras eléctricas que se les cierran a 2 por hora y así los van cortando, luces altas dentro de sus párpados y café frío.

Los que mastican con la boca abierta o hacen ruidos desagradables todo el día – Modales. No son cosa difícil de aprender, pero por lo visto ustedes son unos pendejos que se encargan de que se nos (senos) quite el hambre y nos preguntemos todo el día si nadie les enseñó a sonarse. Ustedes, queridos, pasarán todo el tiempo que les queda en un mar de flemas hasta el cuello con la persona que más odian hablándoles en la cara mientras mastica con la boca abierta escupiéndoles cachitos de la comida que más asco les da conforme su novia se pedorrea sin parar.


Octavo Círculo

Dante dice: Los fraudulentos. También divididos en distintas zonas de las que no hablaré porque este texto ya se puso de hueva.

Simón dice: show me your nanas.

Zanassi dice:

Los que tratan mal a los meseros – Son humanos como ustedes y nosotros. No sé de dónde putas sale el complejo de princesas por el que deciden tratar así a personas que sólo están haciendo su trabajo. Su castigo será una eternidad de recibir lo que no pidieron, carne fría, cucarachas en la sopa y dentro de sus fosas nasales, mal vino, coca sin gas y con gargajos, etc. El ambiente será un restaurante en el que las sillas son navajas, ustedes están desnudos y todo mesero les cortará los ojos con un bisturí haciendo el movimiento de “la cuenta por favor” con la muñeca.

Microbuseros, taxistas, etc. – Ustedes, los que manejan mal y son ojetes, no son humanos. No merecen estar aquí, merecen estar en el infierno donde pasarán todo su bello tiempo siendo torturados por mujeres que no saben manejar, güeritos en sus coches mamones y adolescentes tontas que apenas están aprendiendo. Y por torturar me refiero a que les van a quitar la piel todos los días por la mañana, luego bañar en una tina de limón, vinagre y sal mientras les batean el cráneo y luego los cuelgan de los pezones. Lo siento, si ustedes no van a tener un pito de consideración por la vida de los demás mientras manejan, yo no tengo problemas en que les pase esto.

Los que venden cosas en la calle el domingo a las 9am con grabadoras y micrófonos despertando a todo aquel que sí aprecia el sueño - Éstos por ejemplo:


video

Y eso que ya lo agarré lejos porque me tardé en despertar. Culero.

Los sentencio a una eternidad sin sueño y sin ventas. A su vez, hartas patadas en las zonas blandas, pesas colgadas en sus pestañas y taladros en el oído todo el día.

Ustedes – Pero sólo si se ríen al leer esto. Pasarán el resto de la eternidad conmigo a su lado leyéndoles todo post de este blog, y Crimen y Castigo, con voz gangosa, en Speedo, con las uñas de los pies bien largas y apestando a crudo.


Noveno Círculo

Aquí también tenemos una división de varias secciones en la obra original, pero básicamente están los traidores de mierda.

Nosotros, sólo tenemos uno, y cuenta con la grandiosa presencia de:

Gente que usa manos libres cuando no es necesario - ¿Neta? ¿En serio tienen que andar con su puto manos libres mientras caminan? Sí, es cabrón levantar el celular de la bolsa al oído, sí, pendejos. Su castigo será nunca tener señal y cuando sí la tengan se les cortará la llamada, y la nariz, y las piernas, y el nies. Son un insulto al buen gusto y a la practicidad.

Las mujeres calientahuevos – Putas. Todas y cada una de ellas. Pasarán el resto de la eternidad viéndose buenísimas y guapísimas, rodeadas de hombres que jamás les dirán un solo piropo. Sólo procederán a violarlas brutalmente en repetidas ocasiones para después cucharear con ustedes… ¡PERO SIN PIOJITO HIJAS DE LA COLA! ¡¡¡¡MUAJAJAJAJAJAJAJA!!!!

Los que escriben con k y aSí – Niños down de 5 años que habitan los cuerpos de adultos medianamente funcionales. Los castigo con quemaduras de ganado en forma de K todos los minutos de todos los días. Quemada sobre quemada, minúscula y mayúscula.

Los que te cuentan los finales de películas – Mi mente no es capaz de concebir maldad suficiente que esté al par con la de su acción. Pero piensen en las torturas más terribles y aplíquenselas a estas personas. Obviamente les dirán qué les van a hacer antes de hacerlo.


Él es divertido, ustedes no.


Aquellos que siguen pautando publicidad virtual en los partidos de futbol – Ustedes revivirán los mejores momentos de su vida y en cuanto vaya a pasar algo chingón, un gran anuncio aparecerá y no los dejará ver. El anuncio también procederá a envolverlos en alambre de púas, a cortarles las axilas con vidrio roto y a darles de comer fetos de tarántulas.

Yo – Si ustedes están acá por leerme, créanme que me toca estar acá por escribirlo. Mi infierno personal lo definieron una vez en la serie Oz: el par perfecto de chichis justo fuera de mi alcance. No importa lo que haga, jamás podré tocarlas.


Listo. Sólo quiero comentar que parte de lo que finalmente me motivó a escribir esto, aparte de las drogas, fue alguien que no sabe masticar, hace ruidos asquerosos todo el día y lo quiero matar. Pero sobretodo, la muerte de Ryan Dunn de Jackass. Aunque para muchos sea un imbécil de un grupo de imbéciles que sólo hacían cosas de imbéciles, lamento informarles que yo pienso, y a veces funciono, como esos imbéciles. Y por más imbécil que suene, Jackass fue una gran influencia en mi vida, esto me puso a pensar en la muerte y pues 1 + 1 = post.

Parte de mí no quiere que Dunn esté en el infierno pero seamos honestos, seguro todo lo que hizo sin cámaras presentes lo manda ahí, directito y sin escalas.

RIP Ryan “It’s cacti!/me metí un cochecito de juguete por el culo” Dunn.

Si algún purista se entera que Jackass me inspiró a escribir de la Divina Comedia y a destruir El Infierno de Dante… no pasa nada, sólo reiremos porque creo que si a alguien le podemos partir la madre, es a un purista que llegue a clavarse con esta cuestión. :)

Si creen que alguien más debería formar parte de este infierno, siéntanse libres de ponerlo en los comentarios.


--